Ojo Seco, un mal frecuente poco diagnosticado

A diario los pacientes acuden al oftalmólogo con múltiples problemas de salud visual que van desde los problemas de refracción (miopía, astigmatismo, etc) hasta cataratas, glaucoma y un amplio número de enfermedades del ojo, muchas de ellas con la capacidad de dañar de manera irreversible la visión del paciente.

En  general las distintas patologías oculares se resuelven con la prescripción de lentes, la instilación de medicamentos en el ojo o la cirugía, en algunas ocasiones pueden ser necesarias dos o más estrategias a fin de lograr aliviar los síntomas del paciente y cuando de síntomas se trata el Ojo Seco es una de las condiciones más molestas aún cuando su diagnóstico formal no sea realizado tan a menudo como se detecta, en algunos casos porque se le da más importancia a otros síntomas en otros porque se considera la sequedad ocular como una condición habitual por lo que no se incluye en la lista de diangósticos … grave error, el ojo seco es un problema de salud que puede llegar a modificar hasta la fórmula de los lentes por lo que no debe tomarse a la ligera.Test de Schirmer para el diagnóstico de Ojo Seco

El desarrollo de la sequedad ocular puede deberse a múltiples causas tales como medicamentos que disminuyen la producción efectiva de lágrimas, cambios en la composición de la lágrima debido a algunas de las enfermedades asociadas a esta condición como la diabetes o simplemente a malos hábitos de higiene ocular como la disminución de la frecuencia del parpadeo sobre todo al trabajar con monitores y dispositivos electrónicos e incluso que se agravan en ambientes considerados de riesgo mayor para desarrollar sequedad ocular.

Los síntomas del ojo seco van desde el simple prurito hasta la sensación de cuerpo extraño, enrojecimiento y en casos severos dolor ocular; estos síntomas pueden o no estar asociados a lagrimeo según las condiciones en las que se encuentre la calidad y cantidad de la lágrima así como las vías de drenaje oculo-nasales.

La presencia de ojo seco es un problema complejo ya que modifica la superficie ocular con lo que pueden presentarse problemas de la córnea y la conjuntiva, así mismo puede cambiar la fórmula de los lentes del paciente (al modificarse las propiedades ópticas del menisco lagrimal) e incluso puede favorecer el desarrollo de infecciones, y en situaciones severas llegar a producir discapacidad debido a múltiples y aparatosos oculares, es por ello que el diagnóstico de esta enfermedad es fundamental para poder tratarla adecuadamente.

El oftalmólogo cuenta con diversas técnicas para determinar la cantidad y calidad de la lágrima tales como el test de Schirmer y el test de Rosa de Bengala, entre otras; una vez que se ha realizado el diagnóstico debe procederse al adecuado tratamiento del ojo seco el cual se basa en la corrección de la condición que le dio origen cuando esto es factible (medicamentos, metabólicas, obstrucciones) y la prescripción de lágrimas artificiales con lo que se busca estabilizar la película lagrimal y generar el ambiente más fisiológico (normal) posible en la superficie ocular.

Si sufre usted de prurito (picazón) en los ojos es posible que tenga Ojo Seco y no lo sepa, ¿qué debe hacer? ….. consultar a un oftalmólogo, de preferencia especialista en segmento anterior o superficie ocular.